Cada día puede ser especial. Cada día puede ser elevado y hecho santo.

El Baal Shem Tov enseñó que cada día debes encontrar un acto de bondad y belleza que pertenece a ese día solamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

17 − dieciseis =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.