Incluso antes de que esté al tanto de mis propios pensamientos, Él ya lo tiene todo arreglado (Tehilim 139:4, de acuerdo al Targum).

Confiar en El de Arriba no significa esperar milagros.

Significa tener confianza en que lo que estás haciendo ahora mismo.

Porque sabes que Él te ha puesto en un buen camino y dado buenas ideas.

Él invierte en ti y confía en ti. Y tu deberías, también.

Igeret Hakodesh 11, de acuerdo a las explicaciones de Rebe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.