Hace como tres semanas que no escribimos boletines. Pero hay una razón. El mes de Tishrei es el séptimo mes del año judío. En hebreo, séptimo se dice shvií. Esta palabra tiene la misma raíz que la palabra savúa, que significa saciado. Nuestros sabios explican que la conexión es que el séptimo mes del año (Tishrei) es un mes "saciado", completo, en Mitzvot. Desde Rosh HaShaná, pasando por los diez días de Teshuvá, Iom Kipur, Sucot, Shminí Atzeret y Simjat Torá, los días pasan volando ocupados en Mitzvot.

Ahora el mes de Tishrei está terminando y comienza el mes de Jeshvan. Este mes se denomina como MarJeshvan por dos razones: 1. mar significa gota (de agua). Jeshvan es el mes que comienza la lluvia en la Tierra de Israel. 2. mar significa amargo. Jeshvan es un mes sin preceptos particulares , un mes "amargo".

En adición a esto, como preparación para el resto del año, se suele anunciar en las sinagogas que "Iaacov se fue en su camino" (Bereshit 32:2). Este versículo que habla sobre los viajes de Iaacov, nuestro patriarca, tiene un significado muy ligado al final del mes de Tishrei y el comienzo del mes de Jeshvan.

Durante todo el mes de Tishrei uno esta involucrado en santidad. El sonido del Shofar, el ayuno, la Sucá, el Lulav, etc. Aún los días mundanos del mes de Tishrei tienen una relación con los días santos, a tal punto que durante todo el mes no se recita la plegaria de Tajanún - súplicas, a pesar de haber finalizado las fiestas propiamente dichas. Pero entrando en el mes de Jeshvan, comienzan los día "normales", en los cuales no hay fiestas especiales, ni Mitzvot especiales, simplemente la vida común de cada uno, con el trabajo, la familia y la rutina.

Entonces, anunciamos que Iaacov se fue en su camino para indicar (entre otras cosas) que es apropiado después de un mes de fiestas y ocasiones especiales volver a transitar los caminos de la vida diaria, pero nunca debemos olvidar que la forma en que volvemos a esos caminos es la forma de Iaacov, es decir, como un judío vive la vida cotidiana, trabajando con honestidad, siguiendo las enseñanzas y guías de nuestra Santa Torá y emulando a nuestros patriarcas.

Y nosotros... volvemos a escribir el boletín.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 1 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.