Había un tiempo en el cual la gente no tenía carreras universitarias. La gente no vivía para adquirir riquezas materiales.

Trabajaban para ganar lo suficiente para sustentar a sus familias ese día, y un poco más para ahorrar para ocasiones especiales. Hoy en día somos esclavos de las casas, los autos y los dispositivos que debemos adquirir.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno + tres =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.