La gente me llama "anticuado" por mi creencia en una antigua y eterna enseñanza y por mi fe en Di-s.

En verdad, ellos son los anticuados, porque se aferran a una idea que falló hace décadas.

La Era de la Razón, del Iluminismo, del Humanismo - cuando el Conocimiento y el Intelecto eran adorados como los Redentores de la Humanidad - todo esto murió y fue enterrado cuando la nación más civilizada e intelectualizada de la tierra cometió las atrocidades más impensables.

El Hombre, para sobrevivir, debe aceptar, sentir, maravillarse y conectarse con Aquello que está por encima de él.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

uno × cuatro =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.