Continuando con la historia de Lot y sus hijas, la Torá misma nos muestra cómo, a pesar de estar permitida la relación (para Bnei Noaj), aún así es algo desagradable.

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 × 4 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.