Engañar al mundo es algo, pero engañarse a sí mismo no tiene sentido.

Eres un tonto por querer engañarte a ti mismo, y cualquiera puede engañar a un tonto.

- De los dichos de Rabi Shmuel de Lubavitch

Etiquetas:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

2 × uno =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.