Esta es una semana cargada de energías. Por un lado, tanto el lunes como el martes corresponden con Rosh Jodesh, es decir, los días iniciales del mes de Tamuz. Estos son días especiales, a tal punto que, cuentan nuestros sabios, no se visita un cementerio porque las almas no están en sus tumbas, "se van" al Gan Eden a "estudiar Torá" y disfrutar de la Presencia Divina.

Por otro lado, el jueves es el 3 de Tamuz, día del fallecimiento del Rebe de Lubavitch Rabí Menajem Mendel Schneerson, de bendita memoria, en 1994.

Este día marca el momento de la ascensión del Rebe a los más elevados niveles de santidad y de percepción de Di-s. Más aún, las almas se elevan tres veces por día en el Gan Eden, lo que quiere decir que después de 12 años, el Rebe está "muy alto", por así decir.

Esto podría llevar a uno a pensar que nosotros estamos a la deriva, sin líder, sin Rosh, Bnei, Israel, sin Rebe, Di-s libre. La verdad es que no es así.

El Rebe es el Moshe de nuestra generación. Así como toda la existencia de Moshe era el pueblo judío, hasta el punto que le pide a Di-s ser borrado de la Torá en defensa del pueblo judío, de la misma manera el Rebe, toda su existencia es su "rebaño", todos y cada uno de los judíos, en todos los lugares del mundo, en cualquier situación en la que se encuentren, espiritual y material.

Vamos a aprovechar las fuerzas de esta semana para mejorar en todo sentido y traer rápidamente la redención final, con nuestro justo Mashíaj, ¡YA!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

5 + 4 =

Puedes administrar tus suscripciones a esta entrada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.